URBANISMOS DIVERSOS

Algo verias que te echó para atrás en un año. Yo estuve casi 2 décadas. Hombre seguro, véis más cosas, más en la realidad. Aunque también hay más posibilidades de promoción profesional, entre las numes la que tenía un trabajo, trabajo eran excecpciones. El ambiente era deprimente, de niñas tontas de 40 años. Yo una más atontá perdida.


Muy bien la aclaración sobre "como si hubiera numerarios arquitectos, numerarios abogados..." Ilustra el doble fraude con tirabuzón y medio de inventarse unas esclavas del señor, estrictamente hablando, dedicadas a "estremar" (navarrismo) de por vida, pagarles ná o no pagarles, total pa qué, y luego coronar el todo de la esclavitud con una "vocación divina". Recordando a un cura amigo de Escrivá: "esto es tan inventado como todo lo demás." Los muy asiduos de la formación escrivariana reconoceréis la cita.

URBANISMOS


PILI, qué gran vocera. Me voy a referir al apartado 52
Lástima no haber sabido más de ella aprovechando mis años oscuros.
Conviví con una nume que la conoció más de cerca, y la llamaba así. Pili. Ambas de la misma quinta. O tal vez esta nume la conocía por haber ostentado cargos en deles de Madrid.
La única vez que la ví en persona fue en un acto de presentación de su libro “El hombre de Villa Tevere” en el Iruña Park. Estábamos todos reunidos, había empezado el acto y de pronto hubo un tumulto en el fondo de la sala, un grupo de alborotadores arrojaron octavillas metiéndose con ella y con opus, ¿ la federación de gays y lesbianas? En todo caso traían el humo de Satanás al evento.
Pili mujer muy menuda, he olvidado los presentadores.

OpusBestseller del momento, el hombre de VT. Cómo lo devoramos en los años 95-96. Con ese estilo literario tan característico. Arrebatador, me acuerdo del capítulo “Veranos sin hamaca”, como si los demás tuviéramos hamaca. O de un favor que le hizo con su imprenta privada el hombre de VT a ¿un protestante? ¿un clérigo romano? Y por supuesto de los altavoces en las salas de estar  comunicados con su habitación. Así si de vez en cuando quería dirigir una homilía “a sus hijas” sin moverse enchufaba el altavoz. O ponía un chotis para entretener.
Había la versión en pasta dura y la versión bolsillo. Las dos valían para hacer la lectura espiritual. La novela me convencía, se me hacían cortos los minutos dedicados a esta norma por prescripción institucional. Tan apasionante era.
Pasaron los años, abandoné la nave de los locos, me puse a descubrir por mi cuenta.Y leyendo a Carmen Tapia y su escalofriante testimonio de nume super convencida, superdirectora, de la Asesoría de Venezuela que termina en un infernal encierro y cuarto grado en Villa Tevere “ví”. Con ayuda de otros ex militantes, caí en la cuenta de que el best seller “urbanita” era un libro respuesta a “Tras el umbral”. Y que cuando Carmen Tapia en un arrebato de sinceridad va y cuenta que había micrófonos ocultos en toda la casa en los lugares más insospechados se vieron en la tesitura de contrarrestar y convertir los micrófonos en altavoces.
Son por esas cosas concretas y tontas de la vida por las que si pudieran nos mataban a todos directamente. ¡Pum! y a tomar viento…Cruzo los dedos, "vaya" que aparezca otro psicópata por estos lares…

Seguramente habrá más pasajes paralelos entre ambas joyas de la literatura carcelaria y de la literatura fantástica. Pero no hay tiempo ni ganas. Podéis encontrar ambos en la biblioteca pública e intentar hacer el trabajo, deconstruir lo pacientemente construido.
Juan Goytisolo, por muchos años, exiliado intelectual de España en los 80

Hablando de literatura, felicito a Goytisolo por su Cervantes. No sé si alegrarme o entristecerme. Un exiliado que vuelve a recoger un premio. Merecido seguro. Otro que osó meterse con opus en “Carajicomedia”. Y muy buenas obras, “Campos de Níjar”. Merecido, pero que se siente a la mesa con Wert y demás corte oficial del régimen opusino me da cierta pena. ¿no podía haber recogido el premio y pretextar algún tipo de impedimento gástrico y gastronómico debido a la edad?

Copio el capítulo urbanita del escrito sobre el golpe triunfal. No se puede cortar.
Antes una apostilla, los libros sobre su Majestad la reina Sofía son dos, uno en unas navidades que nevó mucho y me fui a Pamplona en tren. Me dio para leerme el libro de un tirón, 99 ó 00. El otro de hace un par de años donde la soberana hoy jubilada parece una supernume. Ardió Troya, por meterse y meterla en líos de doctrina moral para los que, ya advertía el fundador, las mujeres no están preparadas. 
Ponía en boca de "Sofi" valoraciones típicas de la extrema derecha cuando se habla de moral.


"Esta periodista del Opus es hija de militar, sabiéndose poco más de sus orígenes valencianos. Es la autora de la más contundente acusación contra Juan Carlos como persona que estaba detrás de Armada. Dice Pilar Urbano que se reserva pruebas. A los dos meses abdica imprevista y sorprendentemente Juan Carlos, que había reiterado su voluntad de continuar. A la vez que se reserva pruebas, Pilar Urbano agua lo necesario su acusación contra Juan Carlos, diciendo que unos días antes del golpe se desenganchó de este, sin explicar cómo ni por qué. Añade que Armada luego patinó solo.

 La arbitrariedad en el levantamiento de la acusación contra el Jefe del Estado y la reserva de pruebas hace posible una nueva arbitrariedad en la posible reanudación de la denuncia. Es evidente que la que no patina sola es Pilar Urbano, pues tan grave acusación contra alguien tan poderoso, y tan desestabilizadora, tiene que contar con un fuerte respaldo. Pilar Urbano es del Opus.

Ella dice que las confesiones que le hizo Suárez y que utiliza contra Juan Carlos fueron en calidad de miembro del Opus. Si se fuerza la abdicación de Juan Carlos es conociendo su sustituto. Felipe de Borbón en su discurso de coronación habló de un “tiempo nuevo”. Pilar Urbano, que obviamente es una experta consagrada en la casa real como nadie más, ofreció su explicación auténtica de que era eso del “tiempo nuevo”. Se trata de “una monarquía federal, simétrica o asimétrica, lo que se quiera” (en programa de Intereconomía). Es claro que ese “lo que se quiera” será lo que quiera alguien. Y también que será lo que quieran los que han forzado la abdicación.

Y que la asimetría consiste en que unos sean más que otros, especialmente en cuestiones económicas y políticas de poder. Que es lo que quieren los separatistas catalanes, encabezados formalmente por Artur Más. Y estos tienen su origen en Prat de la Riba, el abuelo del actual jefe del Opus en España. El presidente del consejo asesor del separatista Artur Más es Salvador Alemany, un hombre de la Caixa, dirigida por Fainé, casualmente vinculado al Opus. Señalado por Zarzalejos como líder de la conspiración actual contra Juan Carlos, que pretende utilizar a su hijo Felipe.
Pilar Urbano, biógrafa y hagiógrafa del fundador del Opus, ya había adelantado el golpe del 23-F. Su artículo de ABC 3.XII.1980 decía literalmente en su título que “todos estamos conspirando”, relatando unas conversaciones en las famosas lentejas de Mona Jiménez. En su artículo el más destacado era Osorio, que proclamaba su derecho a conspirar para buscar una solución a la situación crítica. Si todos conspiraban impunemente, como propagaba Pilar Urbano, su consecuencia lógica podría ser algo así como lo sucedido el 23-F.

Tiempo después de ese día Pilar Urbano publicó “Con la venía, yo indague el 23-F”. Del libro se concluía que todo era confuso y no había quien se aclarase, que era lo que interesaba en aquel momento, para que no se esclareciese la verdad. Luego publicó “Yo entré en el CESID”, del que es posible no haya salido, y aún entrado antes de lo que dice, aunque el nombre del organismo del poder es lo de menos para este.

Luego conversó con Sofía de Grecia en época de ZP, organizándose algún escándalo por las opiniones publicadas por aquella sobre temas morales, que no quedó claro si la interpretación de la periodista del Opus reflejaba exactamente. Con más sordina publicó “El precio del trono”, donde preparando el terreno Juan Carlos no quedaba bien. En este libro Pilar Urbano lanza sospechas sobre la CIA como autora del atentado contra Carrero. Los argumentos que da son también aplicables al Opus, incluso con más intensidad. Tampoco son nuevos.

¿De qué no serán capaces los responsables del boquete?



Dice que Carrero se entrevistó el día antes con Kissinger, y que la embajada americana está muy próxima al lugar del atentado. López Rodó estuvo presente en la entrevista con Kissinger, con el que además se reunió más que Carrero, y con este tenía trato intenso. La sede del Opus en la calle Diego de León está más próxima al lugar del atentado que la embajada U.S.A, incluso un hombre del Opus vivía en el mismo edificio que Carrero Blanco, el fiscal Fanjúl Sedeño, y en la misa de los jesuitas a la que asistió el almirante justo antes del atentado estaba presente López Bravo, que luego llegó al coche volado. Y los hombres del Opus en varios organismos tenían mucho más control sobre la seguridad en España y las vías subterráneas que la CIA. Una cosa no quita la otra.  Quizás por su entrada en el CESID, o por su pertenencia al Opus, o por ambas, sus indagaciones han concluido, por ahora, con la sonora acusación contra Juan Carlos como el hombre que estaba detrás del general Armada.

 
Uno de los episodios más llamativos del 23-F lo realizó Pilar Urbano. Esta periodista del Opus acusó a otro periodista del Opus de estar implicado en el golpe. Se armó bastante escándalo sobre el asunto. Pilar Urbano acusó a Luis Herrero. El motivo era bastante chusco, como casi todo en el golpe. Luis Herrero era director de un periódico valenciano. Y días antes del golpe su periódico había publicado una información diciendo que los almendros ya han florecido. Pilar Urbano lo relacionó con el colectivo “Almendros” y sus artículos. Y con esto le sobra y basta, sin nada más, para acusar a Luis Herrero de golpista, alegando que era una contraseña. Luis Herrero contestó que todos los años el periódico publicaba esa información cuando florecían los primeros almendros. Seguramente será cierto. Repitieron sus posiciones y no hubo más, pero montaron considerable follón.

Es inevitable preguntarse ¿por qué esta gratuita acusación de Pilar Urbano, que la desprestigia? ¿lo hizo por la condición de conocido miembro del Opus de Luis Herrero? ¿qué quería escenificar en falso? Quizás un enfrentamiento dentro del Opus por el 23-F, un modo de distraer la atención. Si los del Opus se enfrentan, no será que lo han organizado todo. Y quizás también estuvieran pensando ya en este episodio los que publicaron los artículos bajo el nombre de “Almendros”. En su último libro Pilar Urbano ya no acusa a Luis Herrero, se ha olvidado del tema, aunque para amortiguarlo hace una alusión a los almendros en flor. Pilar Urbano siempre incluyó a una larga lista de personas como partícipes de los artículos de Almendros, entre ellos Gonzalo Fernández de la Mora, que no era del Opus pero cooperaba siempre con este. Jesús Palacios aseguró haber descubierto que tras “Almendros” no había un colectivo sino el general Cabeza Calahorra. Ahora Pilar Urbano, sin eliminar a todos sus partícipes, dice que el redactor de “Almendros” era el sobrino político del fundador del Opus, Cabeza Calahorra. Quizás desconozca su parentesco con Escrivá de Balaguer.
 


 También hay que tener en cuenta que varias operaciones de falsos golpes eran denominadas por los servicios secretos con nombres similares. El general Marchante habla de “manía hortofrutícola”. San Martín fue alto cargo del sindicato hortofrutícola.

Pilar Urbano parece tener un conocimiento privilegiado de la actividad del general del Opus Lacalle Leloup. En un artículo de 23-2-2012, Pedro J. Ramirez, colaborador del CESID según Peñaranda, recordaba el episodio de su expulsión en el juicio, que fue muy sonado. Y dice que Pilar Urbano declaró después en una radio que la intervención de Lacalle Leloup fue decisiva en la solución que se dio. También Pilar Urbano tuvo una relación especial con el utilizado general Armada. Ya en 1981 a través del abogado del general, Ramón Hermosilla, consiguió papeles personales de Armada sobre el golpe, que ella denomina “documento punta azul”. Entonces la acusación contra Armada no era tan fuerte como luego resultó.

Alvaro DE Lacalle Leloup, (1918-2004) Vocación por partida doble


 En una entrevista en La Gaceta, Pilar Urbano presume del contacto “con un sacerdote que es confidente del Rey”. Ejemplar el trasiego de confidencias. El capellán de Juan Carlos era Federico Suárez, del Opus. También se habla como confidente de Juan Carlos del dominico fray Bartolomé Vicens Fiol, sacerdote tardío, de familia de gran posición económica.
Asombrosamente, después de la abdicación de Juan Carlos a ningún comentarista del régimen se le ha ocurrido relacionarla con las acusaciones de Pilar Urbano, quizás por eludir quienes estarían detrás de ella. Es como si se la hubiera tragado la tierra, como si no hubiera sucedido. A pesar de estar fresco en la memoria y haber sido el monotema nacional durante varias semanas anteriores. Tampoco entonces se preguntaban los comentaristas si Pilar Urbano actuaba sola o en compañía de otros. Hay alguna excepción. El director de El Confidencial, influyente y primer diario de internet, Nacho Cardero publico un artículo titulado “La Casa y la Obra”. Decía que “la casa del rey… ve detrás la mano negra de la Obra, la que se escribe con mayúscula y de la que forma parte la autora del libro. Las relaciones del rey Juan Carlos con el Opus Dei distan de ser buenas. Más bien al contrario. Flojean desde el momento en que la Familia Real declinó la invitación para asistir a la canonización de Escrivá de Balaguer en Roma. Aquello, reconocen en el entorno del patrón, “supuso un antes y un después”. El joven Nacho Cardero publicó poco antes del 11-M, junto con un periodista que ejerce de infiltrado, un libro sobre Aznar y las andanzas de su yerno Agag, “Los PPijos”, con información sensible que alguien les habría proporcionado. También Luis del Pino en su programa “Sin complejos” en “Esradio” de 6 de abril decía que sospechaba que se estaba removiendo a Juan Carlos porque ponía obstáculos a la confederalización de España, deseo de los separatistas. Extrañamente o no, después de la abdicación se han olvidado de estos comentarios.




Comentarios

Anónimo ha dicho que…
No, no, del Opus no, nunca, ya lo dije. Gracias a Dios. La mili, mili, con uniforme.
Anónimo ha dicho que…


http://www.elconfidencialdigital.com/seguridad/Franco-Felipe-Gonzalez-sabiamos-calzoncillo_0_2477152281.html
Anónimo ha dicho que…
Esa información del enlace anterior en que el medio del Opus, El Confidencial Digital, presume del acceso a los secretos boletines de los servicios secretos, confirma buena parte de lo expuesto en el estudio sobre el 23-F. El Opus creó los servicios secretos del último franquismo, de los que los actuales son completa continuación, y desde esa poderosa invisibilidad legal construyeron este régimen. En muchos sitios se ha contado que Felipe González y los socialistas tenían relación con los SS del franquismo, el propio González lo confiesa en un libro de Vilallonga, y que fueron ellos los que les posibilitaron el control del PSOE en el congreso de Suresnes. Ahora este medio del Opus se jacta de que los socialistas estaban completamente controlados, “rodeados”, “hasta los calzoncillos”. Eso no sólo continúa hoy si no que se ha incrementado, todavía más control. Los nuevos controlados son los de Podéis y los de Caixadanos.

Para saber lo que de verdad pasa, y lo que si el Papa no lo remedia va a pasar, es imprescindible la lectura de este medio opusino, El Confidencial Digital. Pequeñito, pero muy abusón. Es irritante porque todas las informaciones están avaladas por “las fuentes”, pura brujería. Sustitúyase “fuentes” por voluntad de los que tienen el poder en el Opus. La voz del Opus. Son más videntes que Escrivá, aciertan el futuro con mucha frecuencia, como que lo construyen ellos. Es de lectura rápida, pues casi siempre basta con los titulares, ya que dentro solo repiten lo mismo invocando la brujería de las fuentes.

El autor de la tesis, Ernesto Villar, trabaja para la opusina Universidad Villanueva.


El libro de Pili da mucha información. Pero deliberadamente desordenada, tanto en el tiempo como por materias. Hay que ir cuadrando la información tanto cronológicamente como por temas, y sale otro retrato, más real. Pili tiene mucho peligro, al servicio del núcleo duro del poder del Opus.

¿Alguien sabe la historia de la casa de Los Rosales, en Villaviciosa de Odón? He visto que la compraron en 1946. ¿A quién? ¿Alguna relación con Gutierrez Mellado? Porque este se movía al ladito.
Anónimo ha dicho que…
Anda... lucía

http://vozpopuli.com/actualidad/61135-el-caso-edu-salpica-al-opus-dei-detenidas-por-fraude-dos-directivas-de-su-fundacion-en-cordoba

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

MENDACIDAD