CAPITALES EN FUGA

Acabo de entender porque alguien llamó a Felipe VI "el chófer de Artur Más". No estaba al corriente de la foto. Gracias por todos los links interesantes, particularmente el de la presidenta confesándose agnóstica
a la vez que reconoce haber matriculado a sus hijos en colegio religioso. Dicen que en este caso de Legionarios. Más que agnóstica la llamaría planta trepadora, muy de aquí. Magnífico vídeo no porque sea magnífico, sino porque vaya perla-muestra del esperpento nacional.  El colofón de su agnosticismo declarado es el nombramiento al frente de Educación a un seguidor de la gran familia. Qué contrariedad, con lo poco que nos gusta la enseñanza, preferimos la finanza.
plantas trepadoras






Recibe el incienso de muchos y notables periodistas del régimen, particularmente pienso en uno de Pamplona que tiene carta blanca para hablar, info privilegiada siempre y púlpito asegurado en medios izquierdosos "del régimen". A él concretamente no le sacan "ningún cantar". ¿Está inmunizado? me recuerda a Pili Urbano. Parece el heraldo mayor del reino.
Opus aparte, los periodistas convertidos en portavoces políticos es de las cosas que menos gustan del régimen.

En cuanto al suicidio de Víctor, es de pelos de punta, pensamos en todos los suicidios ocultos. Delegación de Valencia, 32 años es todo lo que sabemos. Ya estamos fomentando las tinieblas.
Tiene tela el caso.

Y el caso Gaztelueta recibió piadoso entierro cuando el culpable fue presa de un ataque de mejora del inglés en el extranjero. Gracias por recordarlo.

El de Enrique de Diego me recuerda que este sr. salió escaldado de la cadena intereconomía y a raíz de eso nos enteramos de que había sido nume, pero de los que da igual, dentro o fuera, no se equivoca en cuanto a sus lealtades en la vida. De ahí esa especie de homilía que les lanza a los opusinos recordándoles un pasado de "mayores virtudes" y mejor ejemplo. Como ya he dicho, no sé si se refiere al pasado rumasino, matesano o "maletero".

Enlazo con unas pinceladas características del pasado de los ricos españoles, entre los cuales nos contamos nosotros, ya que tenemos tan mala memoria que recriminamos a los Opus su presente y lo comparamos con sus honrosos principios.



Resultado de imagen de fuga de capitales ynfante


 “Fuga de capitales” es un libro de 1978 que le costó un proceso judicial a su autor. No fue fácil hallar la información, los defraudadores no lo suelen publicar y los suizos no quieren que se les estropee el negocio.


Para sacar el dinero la oligarquía española usaba la maleta, donde los millones de pts pesaban un kg cada uno. Entre 5 y 10 kg se podían sacar por maleta. Pero este método era fácil de descubrir e indicaba que el evasor era un millonario de medio pelo.

El numerario Gregorio Ortega Pardo usó el método cuando se fugó a Caracas en 1965 con 2 maletas con 225.000 $ y un lote de joyas de 40.000$.
Otro método era el coche con doble fondo y los puntos cardinales por donde salía la riqueza nacional cualquiera. Es lo dañino, que los exportadores de pts probablemente son de los de bandera española por todo lo alto. Ya hemos comprobado que los exportadores catalanes de dinero también son muy de su bandera.

Tras la muerte de Franco los patriotas intensificaron: sólo en los cuatro primeros meses de 1976  habían salido 1.300 millones de pts. por obra de una única red que operaba desde un chalet de las Matas.
Entre los exportadores se pilló a un entrenador de fútbol, (fútbol: otra mafia aparte) Fernando Riera.

Muchos extranjeros residentes en España sacaban dinero, alguno desde la costa del Sol donde tenía su helicóptero y su helipuerto.
Incluido el marques de Villaverde, yerno de Franco fue descubierto en Algeciras exportando valiosas obras de arte. Era 1971 y el asunto se enterró.
Se exportaban capitales en pago a mercancías introducidas de contrabando, diamantes, o diferentes importaciones de las que no se había declarado el valor real. El caso salpicó a empresarios varios entre ellos un directivo del famoso almacenes Sepu.
Había quien lo intentaba en el autobús de línea Barcelona-Toulouse, tres millones más 5 millones en otras monedas cosidos en un chaleco llevaba un viajero detenido en la Junquera. Algunos cantantes españoles en el extranjero, cantaban y guardaban la ropa, si habían cobrado 100 millones declaraban 25 y el resto se lo cuidaba alguien en el extranjero.

Cuando el coche no era suficiente, se usaba el camión de gran tonelaje. En 1978 un consejero del Banco Coca fue pillado intentando sacar 221 millnes de pts. por este método. Luego resultó que eran casi 3,000 y luego se dijo que hasta 4 veces más el dinero detectado. Había un agente de aduanas implicado, hacía la vista gorda. Los camiones que llevan la placa TIR pasan precintados y no se detienen en aduana.
Todo ello ocurría en época de recesión económica, alza del paro y precios.

Hubo quien  proporcionaba brillantes a joyeros españoles a cambio de millones por el procedimiento de meterlos en un tubito que se introducía en el ano. Los correos ganaban por traer las piedras desde Amberes y por sacar pts en coche desde España.
En abril de 1977 la policía detuvo a un navarro, Javier Apezteguía que intentaba sacar 50 millones de pts por el Pirineo, no era la primera vez que sacaba cantidades para pagar diamantes de la firma Kirschen (Amberes)
El oro es otro elemento que se compraba clandestinamente, de manera que la mitad del oro que se vendía en España procede del tráfico ilegal. Hasta 40 kg se podía sacar en un coche mediano.
Por supuesto las aprehensiones se estimaban no llegar al 10% de tráfico real.
Ya el País alertaba en 1978 de que “los españoles que no se resignan  a pagar sus impuestos están transformando su dinero en oro y piedras preciosas, propiedades sobre las que no tienen obligación de declarar.”

En los primeros días de abril del 78 se produjeron 6 casos de contrabando en el aeropuerto de Barajas, destacando la hija del dictador Franco que se llevaba a Suiza 31 medallas de oro macizo y 7 insignias engastadas en brillantes. El detector de metales descubrió el alijo. “No se me ocurrió que pudiera estar cometiendo una infracción. La verdad es que no me conozco bien las leyes. Bueno sé que se puede sacar una cantidad determinada de dinero o joyas, pero, de verdad que no se me pasó por la cabeza que estuviera haciendo algo delictivo.”
El alijo era una ínfima parte de lo acumulado por la familia Franco en la dictadura. Las medallas eran regalos de Ayuntamientos, Diputaciones o el Atlético de Madrid.
Todos los implicados pasaron a disposición judicial excepto la hija de Franco que dejó en “depósito diferido” más de 2 millones de pts en joyas.
La junta clasificatoria del Patrimonio Histórico Artístico estimó que eran joyas de interés histórico  por tanto inexportables.
Con este ejemplo los intentos de evasión disminuyeron en los meses posteriores.

Comentarios

Entradas populares de este blog

LISTAS ATRASADAS DE MIEMBROS Y SIMPATIZANTES DEL OPUS Dei

REGAÑINA VATICANA

CRISIS SUCESORIA